Santalla aboga por establecimiento en Juan Lacaze de proyecto asociado a producción de derivados de cannabis

Santalla aboga por establecimiento en Juan Lacaze de proyecto asociado a producción de derivados de cannabis

La diputada Mercedes Santalla y la vicepresidenta de la República en ejercicio, Patricia Ayala, se reunieron con representantes en Uruguay de un grupo inversor canadiense que está realizando el proceso formal ante el Estado uruguayo para invertir en un proyecto productivo asociado a la producción de diferentes derivados del cannabis.

 

Según la representante “es una oportunidad que Juan Lacaze no puede dejar pasar porque es la posibilidad de resolver el acceso al trabajo de muchos lacazinos y principalmente lacazinas en una ciudad golpeada fuertemente por el cierre de sus dos principales industrias”. La legisladora trabaja el tema en equipo junto a otros diputados como Julio Battistoni y Sebastián Sabini, éste último impulsor de la ley sobre regulación de la producción, comercialización y consumo de la marihuana.

 

El proyecto tendría una inversión de 53 millones de dólares, para un área de 5 hectáreas y se proyecta que para 2023 el número de trabajadores afectados directamente sean 680 personas, con un alto porcentaje de mujeres y mayores de 50 años. El principal mercado de este emprendimiento es Brasil y ya tienen previsto una primera exportación a Canadá.

 

La ministra de Industria, Energía y Minería Carolina Cosse declaró el proyecto de interés ministerial y existe una licencia de investigación agronómica que se desarrolla en el Parque Tecnológico Industrial (PTI) del Cerro en Montevideo. A su vez, se está gestionando una licencia para el desarrollo científico del Instituto Pasteur en conjunto con la Facultad de Química que consiste en el ensayo pre clínico con modelo de autismo.

 

Actualmente el proyecto se encuentra siendo analizado por la Secretaria Nacional para la Lucha contra el Lavado de Activos y el Financiamiento del Terrorismo (SENACLAFT) perteneciente a Presidencia de la República y luego se espera la aprobación del Ministerio de Salud Pública.